martes, 29 de enero de 2013

EL CHEF, LA RECETA DE LA FELICIDAD

En esta ocasión se trata de una coproducción hispano-francesa, o sea rara, como la mayoría de las películas que recomiendo. El argumento es simple, Alexandre es un gran chef en decadencia debido a la moda de la cocina molecular. Su jefe, un niñato rico que no ha tenido que trabajar en su vida y no sabe valorar el esfuerzo, se ha propuesto quitarse a Alexandre de encima para reformar el restaurante heredado de su padre y transformarlo en una especie de laboratorio culinario. Para conseguirlo pretende hacer que Alexandre incumpla su contrato, hace que los proveedores no le sirvan y consigue que los críticos que tienen que revalidar sus tres estrellas sean los que peor vayan a valorarlo puesto que son super modernos y grandes entusiastas de la cocina molecular, cocina que Alexandre no quiere adoptar pues se niega a echar porquerías a la comida. Con lo que el niñato no cuenta es con que Alexandre conoce por casualidad a un joven y entusiasta aspirante a chef que adora su cocina y va a revolucionar la carta de primavera. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario