jueves, 23 de junio de 2011

involución

Ayer asistí a un espectáculo deplorable. Bien es sabido que a los programas de la tele los invitados acuden a promocionarse, pero normalmente asiste un artista al que le puedes hacer una entrevista decente. A saber: el actor de turno que viene a promocionar su última película. entonces le preguntas por la película, por su carrera en general, qué tal con sus compañeros de reparto, cómo se preparó el personaje... Ayer no. Ayer en EL HORMIGUERO apareció una modelo para promocionar una depiladora. ¿Qué clase de entrevista le puedes hacer con esas premisas? Una surrealista. La pregunta estrella fue de qué sirve que la maquinita en cuestión funcione debajo del agua. La respuesta fue: porque es muy práctico, porque así te puedes depilar en un minuto en la ducha. Para empezar la mayoría de las modelos vienen depiladas de serie, o sea que se han hecho la depilación láser y ya no se depilan, y la segunda, te depilarás en un minuto si tienes cuatro pelos (o ya estás depilada al láser) porque las mujeres normales tardamos bastante más. Creo que hubiera sido más interesante invitar al diseñador de la máquina porque se le hubieran podido hacer las preguntas equivalentes a los invitados corrientes, ¿cómo se te ocurrió  hacer que la máquina funcionara debajo del agua? ¿qué tipo de materiales has utilizado? ¿ Cómo funciona tu equipo de trabajo... Entonces hubiera sido una entrevista de ciencia y tecnología más o menos interesante, si más no , curiosa, en vez de convertir el programa en un mega anuncio de una hora. Que vale que el programa lo van a retirar pronto de las pantallas, pero tampoco es cuestión de no dejar que acaben su trabajo con dignidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario