jueves, 14 de marzo de 2013

EL CAMINO DEL GUERRERO

Esta enagenación mental podría definirse como un western ninja poético circense. No era nada lo del ojo. Pero a mí me gustó. Coges la típica historia de clanes ninjas, el típico western de "y se venga" , lo enmarcas en un decorado circense y lo decoras con una fotografía cuidada y artística. Esto  es el resultado. No voy a comentar más todavía me estoy recuperando de la impresión. Advertencia: si no os gusta el anime desistid porque hay muchos guiños al género.

No hay comentarios:

Publicar un comentario